Inicio / Actualidad / Rita Barberá murió de cirrosis
Barberá
La ex alcaldesa de Valencia en una imagen de archivo en el Senado.

Rita Barberá murió de cirrosis

Barberá falleció a causa de un problema hepático.

El Autónomo Digital. En su entorno más próximo algunos todavía achacan el fallecimiento repentino  de la exalcaldesa de Valencia a “la campaña de acoso político y mediático” a la que se había visto sometida desde que fuese imputada por un presunto delito de blanqueo de capitales. Sin embargo, la presidenta del PP valenciano no falleció por estrés ni por la presión que sufrió tras declarar en el Tribunal Supremo, donde llegó incluso a tropezar.

Según consta en el informe médico definitivo de la autopsia, la senadora falleció por un “problema hepático” que le provocó un “fallo multiorgánico”.

Las conclusiones forenses tras el análisis de los tejidos confirman que tenía un grave problema de cirrosis, que era irreversible y que fue uno de los detonantes principales de su muerte. Asimismo, el informe clínico determina que padecía una ascitis (líquido en el abdomen) causada por una hipertensión en las venas que llevaban sangre al hígado, debida a la cirrosis que padecía.

Precisamente, el día de la autopsia en el Instituto Anatómico Forense de Madrid, los médicos observaron que el riñón estaba muy deteriorado y extrajeron gran cantidad de líquido infeccioso de su cuerpo debido a que el órgano hepático ya no purificaba.

Aquel miércoles 23 de noviembre de 2016 la histórica dirigente del PP valenciano se levantó con síntomas de ahogo y ansiedad y fue atendida por una crisis respiratoria durante media hora por los facultativos del Summa, que recibieron el aviso a las 7:00 de la mañana. Los doctores le practicaron una reanimación cardiopulmonar, pero no lograron reanimarla y sólo pudieron verificar su fallecimiento. Tenía 68 años.

Además

Europa

Merkel y Hollande apuestan por la Europa de dos velocidades

La canciller alemana aseguró que hay que tener “la valentía de aceptar que ciertos países …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *