Inicio / Actualidad del autónomo / Madre y autónoma: Un desafió continuo
Madres y autónomas

Madre y autónoma: Un desafió continuo

Madre y autónoma: Un desafió continuo
5 (100%) 4 votes

Estos son los cambios que han entrado en vigor por los que las madres y autónomas podrán beneficiarse

El Autónomo A Digital/C.T. Actualmente las mujeres trabajadoras se enfrentan a multitud de dificultades cuando deciden ser madres. Aparte de todos los trastornos naturales ligados al proceso de gestación, se suman muchos otros añadidos al lugar de trabajo. En el caso de las trabajadoras madres y autónomas los problemas se disparan. No obstante existen pequeñas ayudas que pueden aliviar la carga de las trabajadoras autónomas que se enfrentan a este proceso.

Todos los trabajadores autónomos, tanto ellos como ellas, tienen derecho a poder conciliar su vida familiar con la laboral. Por ello existen medidas enfocadas a mejorar la conciliación como las propias bajas por maternidad y paternidad. La nueva Ley 6/2017, de 24 de octubre, de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo aprobada el pasado mes de octubre de 2017, introdujo cambios de los cuales las trabajadoras por cuenta propia pueden beneficiarse.

Las madres autónomas pueden disfrutar de 16 semanas ininterrumpidas de baja maternal, durante las que se cobrará la prestación maternal y los padres, por su parte, tienen derecho a un mes en las mismas condiciones.

Además existe la posibilidad de que, si bien las 6 primeras semanas de baja maternal tienen que ser disfrutadas por la madre de forma obligatoria, las 10 siguientes pueden ser cedidas a favor del padre.

Estas medidas no solo son aplicables a los casos de hijos biológicos, sino que también tienen vigencia en el caso de que la trabajadora decida adoptar a un menor de 6 años o comienzas a tutelar a un familiar dependiente.

Madres y autónomas, estos son los requisitos para obtener la baja 

Para poder beneficiarse de estas y otras bonificaciones la trabajadora embarazada deberá estar dada de alta en Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores por cuenta propia o autónomos (RETA), de igual modo que el trabajador que quiera beneficiarse de la baja por paternidad. También es importante estar al día de los pagos, pese a que los trabajadores tienen un plazo de 30 días para poner en orden sus cuentas en caso de no estar al corriente.

Asimismo, los trabajadores tienen un plazo de 15 días para comunicar el parto o la resolución administrativa de adopción, para que empiece a contar el plazo y la ayuda pertinente.

Al mismo tiempo las madres y autónomas que deseen acogerse a estos beneficios deben tener cubierto un período mínimo de cotización, esto es 180 días cotizados dentro de los 7 años inmediatamente anteriores a la fecha de la baja, o, alternativamente, 360 días a lo largo de tu vida laboral. Estos plazos disminuyen a 6 meses si la trabajadora que va ha ser madre tiene entre 21 y 26 años, y a cero (no necesitarás haber cotizado previamente), si la persona en cuestión es menor de 21 años.

Respecto a la cantidad que se cobrará durante la baja será, desde el 1 de marzo de este mismo año, el 100% sobre una base reguladora cuya cuantía diaria será el resultado de dividir la suma de las bases de cotización durante los seis meses inmediatamente anteriores, se dividen las bases de cotización acreditadas en ese periodo entre los días en que el trabajador haya estado en alta. Además la cuota de autónomo estará bonificada al 100%.

Después de la baja por maternidad para madres y autónomas 

Además de los beneficios durante el periodo de gestación la nueva Ley de Autónomos ha incorporado algunas novedades respecto a la etapa después de dar a luz. Destaca la posibilidad de que las madres que trabajen por cuenta propia y quieran reincorporarse a la vida laboral tras el periodo de baja, puedan hacerlo acogiéndose a la Tarifa Plana.

Esto supone que si las autónomas se acogen a la base mínima de cotización, podrás disfrutar de la cuota reducida de 50€ durante un año. Pero si decides cotizar por una base más elevada, se aplicará una bonificación del 80% de la cuota. A esta ventaja solamente podrán acogerse las madres, excluyendo a los padres que se incorporen tras una baja por paternidad.

Baja por enfermedad durante el embarazo

Si la autónoma embazada causara baja por incapacidad temporal esta podrá cobrar los porcentajes que establece la Ley para todos los trabajadores (60% de la base de cotización desde el día 4 hasta el 21 de la incapacidad temporal y, a partir de entonces, el 75%).

Pero si la baja fuera motivada porque el trabajo desempeñado pudiera influir negativamente en la salud de la embarazada o del feto, se trataría de una baja por riesgo en el embarazo y en ese caso la trabajadora embarazada cobrará una prestación del 100% de la base de cotización.

Así, esta prestación también se percibe cuando el trabajo es incompatible con la lactancia materna y no existe otra forma de realizar la actividad profesional. Una baja denominada como baja por riesgo durante la lactancia.

Summary
Article Name
Madre y autónoma: Un desafió continuo
Description
Actualmente las mujeres trabajadoras se enfrentan a multitud de dificultades cuando deciden ser madres. Aparte de los trastornos ligados al proceso de gestación, se suman los laborales. En el caso de las madres y autónomas los problemas se disparan, pero estos son los cambios que han entrado en vigor.
Author
Publisher Name
El Autónomo Digital

Además

Los inversores de las vtc

Los inversores de las VTC podrían haber sido víctimas de una estafa, según Fedetaxi

Los inversores de las VTC podrían haber sido víctimas de una estafa, según Fedetaxi5 (100%) …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *