Inicio / Guía del Freelance / Cómo hacer un buen ‘banner’ publicitario
banner publicitario

Cómo hacer un buen ‘banner’ publicitario

El Autónomo Digital. El banner publicitario es una de las piezas imprescindibles de cualquier estrategia de marketing online. La mayoría de las empresas utilizan este elemento de las campañas de publicidad display porque es un medio eficaz, medible y asequible para incrementar la notoriedad de marca”, según explica la especialista Laura Mora. Y, pese a que miles de usuarios suelan caer en lo que popularmente se denomina como “ceguera a los banners”, lo cierto es que éstos han conseguido sobrevivir y convertirse, además, en elementos esenciales de generación de tráfico y visibilidad.

Pero, ¿cómo se puede concebir y diseñar el banner publicitario que lleve el mayor número de clics a una web? Laura Mora, en el portal especializado Veinteractive, ofrece unas directrices generales “para crear el banner perfecto”.

Cinco aspectos que no pueden faltar en un banner publicitario

1. Interactividad

Los usuarios están empezando a cambiar sus hábitos de consumo. Mientras que hace unos años la televisión era el medio de comunicación por excelencia, ahora cada vez se consume más contenido multimedia. Así lo recogen las estadísticas de YouTube, plataforma que en 2016 registró 100 horas de vídeo subidas cada minuto y 3,25 millones de horas reproducidas cada mes.

De hecho, el vídeo online es una apuesta segura en la actualidad. Los costes de producción y de distribución han disminuido mucho, tanto que hasta las pequeñas y medianas empresas pueden permitirse anunciarse a través de este formato. Además, señala Laura Mora, crea un ambiente “estimulante” para que los clientes satisfagan sus expectativas de contenido y permite que las marcas puedan anunciarse de forma rápida y entretenida, lo que siempre es una poderosa herramienta de conversión. Así, tener un canal de YouTube es recomendable y, actualmente, se ha convertido en una red social más que las empresas suelen tener, al igual que Twitter, Facebook, Instagram, etc.

La modalidad de vídeo que más está creciendo en los últimos meses es el vídeo programático, el cual muestra campañas de vídeo a una audiencia altamente segmentada gracias al big data ecommerce y a tecnología de alto rendimiento. En Ve Interactive, por ejemplo, emplean data propia para mostrar anuncios en vídeo de todo tipo (in-stream, in-app, out-streamy mobile interstitials…) en tiempo real y a gran escala. De esta forma se aseguran de que los anuncios de sus clientes lleguen al cliente exacto en el momento adecuado.

Si el vídeo no convence o se sale del presupuesto, se puede crear un banner publicitario con elementos interactivos, como son las animaciones y/o el sonido. La inclusión de este tipo de elementos ayuda a distinguir el anuncio del resto de elementos de la página web.

2. Diseño

A la hora de diseñar un banner publicitario, es “vital” atender a diferentes aspectos. Mora señala los siguientes:

  • Espacio: utilizar cada centímetro de espacio del banner publicitario para colocar texto, gifs animados, imágenes y CTAs, sólo causa una profunda desorientación en el usuario, que ya no sabe dónde fijar su mirada. Por eso hay que dejar que el anuncio respire, dejando espacio en blanco tanto alrededor como entre los elementos del mismo.
  • Ubicación: lo ideal es comprar inventario de un sitio web en el que el diseño se sitúe por encima de la línea de scroll y cerca del contenido principal de la página.
  • Estructura: el banner publicitario debe contar con una estructura sencilla, coherente con la imagen de marca y mantener una jerarquía. Y es que el diseño de anuncios tipo banner se fundamenta en el equilibrio entre sus elementos para fomentar la notoriedad de marca y generar tráfico al sitio web. Tiene tres componentes básicos: el logotipo de la compañía, que debe verse pero no por encima del resto de elementos; la propuesta de valor, que muestra el producto/servicio que proporciona y llama la atención con ofertas y precios atractivos, por lo que debe ser lo primero que vean los usuarios; y el call to action, que es el texto o el botón que invita a los usuarios a hacer clic, así que debe ser el foco del anuncio.
  • Tamaño: dependerá del espacio disponible, por lo que se debe adecuar el diseño en consonancia.
  • Tipografía y colores: estos elementos giran en torno a la identidad corporativa de la compañía y a las características de la página de destino. No obstante, las directrices generales indican que la tipografía sea la corporativa, que juegue con las negritas, sin cursivas, sin mayúsculas y sin una letra demasiado pequeña o fina; y que los colores sean alegres y en su justa medida para que no resalten demasiado pero que tampoco pasen desapercibidos. En definitiva, todo enfocado a la simplicidad y en la línea del “menos es más”.
  • Copys: la aconsejable es que sean creativos o con algún toque de humor para crear engagement con el público objetivo, hacer el título y el cuerpo del copy en diferentes tamaños, y que todo ello no sobrepase las cuatro líneas. Además, hay que evitar las faltas de ortografía o cualquier otro indicativo que pueda generar desconfianza en el usuario. Como, en la mayoría de los casos, se tiene muy poco espacio para explayarse, lo mejor es emplear palabras que llamen la atención de los clientes potenciales, como por ejemplo “gratis” o “descuento”.
  • Imágenes: en el caso de que el banner publicitario contenga imágenes, éstas deben ser llamativas y convincentes. No deben parecer mundanas o sacadas de un banco de imágenes, pero sí seguir las líneas corporativas. También hay que prestar especial atención al peso de las mismas para que no dificulten la carga de la página de destino.

3. Conversión y urgencia

Un banner publicitario, sobre todo uno gráfico, funciona mejor cuando impacta a personas que ya habían visitado el sitio web del emprendedor o sabían de su existencia. Si tenemos en cuenta que la motivación es el motor del cambio, también debemos aplicarlo a las acciones online. Como destaca Mora, si un usuario abandona el proceso de compra cuando estaba a punto de pagar o si se ha suscrito al blog pero no ha llegado a adquirir ningún producto, “es momento de incitarle a la conversión con un mensaje directo, convincente y enfocado a la obtención de un beneficio“.

Por otro lado, es útil apelar a un sentimiento de urgencia y de miedo a la pérdida de oportunidad, ofreciendo descuentos u otro tipo de ventajas por tiempo limitado.

4. 100% ‘responsive’

Muchos de los soportes existentes en la actualidad ya cuentan con anuncios responsive, esto es, se comportan de forma diferente según el dispositivo desde el que se visualicen y la resolución del mismo. Así, tenemos que considerar que las piezas con proporciones 16:9 tienen mala visibilidad en pantallas pequeñas o que un peso excesivo afecta negativamente a los anchos de banda disponibles y, en consecuencia, a la experiencia de usuario.

5. ‘Tag’

Como en cualquier acción online, la creación del banner publicitario perfecto también debe incluir un sistema adecuado de taggeado. De esta forma, cada uno de los clics efectuados debe proporcionarnos información sobre la ubicación de la creatividad, su tamaño y la tasa de conversión obtenida.

Además

Social Marketing

Valencia acoge su primer congreso de ‘Social Marketing’

El Autónomo Digital. En unas semanas tendrá lugar en Valencia un acontecimiento que pretende reunir …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *